Policiales »

Misterio: buscan a un joven que desapareció luego de ser extorsionado por falsos policías.

4 abril 2022 - 14:16

Investigadores policiales de Bolívar intentan localizar a Juan Carlos Woldrik, de 30 años, cuyo paradero se desconoce desde el miércoles pasado. Se logró comprobar que el muchacho había sido víctima de una banda de presos.

Las autoridades buscan intensamente a un joven de 30 años que se desempeña como peón en un campo en la localidad bonaerense de Bolívar y que desapareció en forma misteriosa el miércoles pasado, luego de ser extorsionado, en reiteradas oportunidades, por los integrantes de una banda de reclusos, quienes fingían ser efectivos policiales. El enigmático caso provoca conmoción en esa zona, en la que se concretan numerosos rastrillajes.

Al respecto, los voceros del departamento judicial de Azul revelaron a cronica.com.ar que el hombre a quien buscan los policías es Juan Carlos Woldrik, residente en General Alvear.

De acuerdo a lo manifestado por los informantes, el muchacho desarrollaba tareas como peón en un campo denominado El Rincón, en Bolívar, y desapareció, de manera misteriosa, en horas del almuerzo del 30 de marzo pasado.

Como consecuencia de dicho motivo, se radicó una denuncia ante las autoridades de la Justicia, abriéndose de inmediato un sumario caratulado “Averiguación de paradero”.

En aquellos momentos, el trabajador se hallaba vestido con una camisa cuadrillé roja y blanca, un buzo naranja o azul, una bombacha de campo y un par de alpargatas, afirmándose que es una persona de contextura física robusta, de 1,70 metro de altura, cabellos castaños cortos, tez blanca y ojos celestes.

Woldrik no se encuentra imputado en ningún expediente penal, aunque los investigadores establecieron que había sufrido una extorsión organizada por presos de la Unidad N° 3 del Servicio Penitenciario bonaerense, que está situada en la localidad de San Nicolás.

Basándose en esas pruebas, los agentes realizaron un allanamiento en una finca ubicada en la ciudad de San Pedro y además una requisa en una celda del pabellón N° 4 del citado establecimiento carcelario, instalado en el norte de la Provincia de Buenos Aires.

Investigadores policiales de Bolívar intentan localizar a Juan Carlos Woldrik, de 30 años, cuyo paradero se desconoce desde el miércoles pasado. Se logró comprobar que el muchacho había sido víctima de una banda de presos.

Las autoridades buscan intensamente a un joven de 30 años que se desempeña como peón en un campo en la localidad bonaerense de Bolívar y que desapareció en forma misteriosa el miércoles pasado, luego de ser extorsionado, en reiteradas oportunidades, por los integrantes de una banda de reclusos, quienes fingían ser efectivos policiales. El enigmático caso provoca conmoción en esa zona, en la que se concretan numerosos rastrillajes.

Al respecto, los voceros del departamento judicial de Azul revelaron a cronica.com.ar que el hombre a quien buscan los policías es Juan Carlos Woldrik, residente en General Alvear.

De acuerdo a lo manifestado por los informantes, el muchacho desarrollaba tareas como peón en un campo denominado El Rincón, en Bolívar, y desapareció, de manera misteriosa, en horas del almuerzo del 30 de marzo pasado.

Como consecuencia de dicho motivo, se radicó una denuncia ante las autoridades de la Justicia, abriéndose de inmediato un sumario caratulado “Averiguación de paradero”.

En aquellos momentos, el trabajador se hallaba vestido con una camisa cuadrillé roja y blanca, un buzo naranja o azul, una bombacha de campo y un par de alpargatas, afirmándose que es una persona de contextura física robusta, de 1,70 metro de altura, cabellos castaños cortos, tez blanca y ojos celestes.

Woldrik no se encuentra imputado en ningún expediente penal, aunque los investigadores establecieron que había sufrido una extorsión organizada por presos de la Unidad N° 3 del Servicio Penitenciario bonaerense, que está situada en la localidad de San Nicolás.

Basándose en esas pruebas, los agentes realizaron un allanamiento en una finca ubicada en la ciudad de San Pedro y además una requisa en una celda del pabellón N° 4 del citado establecimiento carcelario, instalado en el norte de la Provincia de Buenos Aires.

Trascendió que los reclusos habrían contactado al joven por Facebook y, luego de engañarlo, simularon ser efectivos policiales, para llevar adelante la maniobra extorsiva, en la que la víctima del episodio habría sido aparentemente obligada a pagar 10.000 pesos y a vender un vehículo.

Intervinieron en esta causa la doctora Julia María Sebastián, fiscal de la Unidad Funcional N° 15 de Bolívar, y la magistrada Fabiana San Román, titular del Juzgado de Garantías N° 1 de la ciudad de Olavarría, dependientes de los tribunales de Azul.

Fuente: Crónica.

Comentarios:

Más noticias de Policiales:






Puerto
Beauty Rent
deshopping