Política »

Vidal habló de un «cambio cultural» en el foro Iberoamérica XVIII

5 noviembre 2017 - 10:38

Remarcó en su discurso no tolerar la corrupción, el plan de obras más ambicioso de la Provincia, enfrentarse al narcotráfico y los desafíos a largo plazo.

La gobernadora bonaerense María Eugenia Vidal aseguró hoy que el país y la provincia de Buenos Aires están viviendo «un cambio cultural» en favor de «la honestidad y la no tolerancia a la corrupción», que «es mérito de los argentinos y los bonaerenses».

«Decir la verdad se convirtió en un valor en la Argentina. Es algo que vino a quedarse, ojalá que para siempre. La honestidad y la no tolerancia a la corrupción también», aseveró Vidal al participar esta mañana del panel de «Crisis de representatividad» en el marco del Foro Iberoamérica XVIII, que se desarrolla en un hotel de la ciudad de Buenos Aires.

Vidal compartió el panel con el ex presidente español, Felipe González; el ex mandatario de Uruguay, Julio María Sanguinetti; el polítólogo italiano Gianfranco Pasquino y el historiador Natalio Botana, en una mesa coordinada por el periodista Ricardo Kirschbaum.

«La gran lección del último tiempo es que la gestión tiene valor, que las transformaciones concretas tienen valor. Haber encarado el plan de obras más ambicioso de los últimos 30 años en la provincia, es parte de lo que se reconoció”, dijo Vidal y sostuvo que “también se hizo entre todos».

La mandataria bonaerense agregó que desde Cambiemos «no se construye pensando cuántos votos tiene cada uno de los dirigentes» sino que «se construye representación desde la demanda. No es tocando un timbre: es tocando miles. Somos miles tocando timbres, yendo a la casa de la gente, o a su hospital, o a su escuela».

«El mérito no es de Cambiemos, sino que hay un cambio cultural en la Argentina. Esa es la buena noticia. El mérito es de los argentinos y los bonaerenses. Ellos nos definen, nosotros somos un resultado de ellos», manifestó. Añadió también que «somos el resultado, muchos de nosotros que integramos Cambiemos, del fracaso del sistema político tradicional argentino. Somos el resultado del agotamiento, de un hartazgo por la forma de hacer política y representar» y de «un sistema político que estaba muy consolidado y dejó de responder efectivamente a las demandas de la gente».

«Hay un cómo posible que desafía la manera histórica, que es más transparente y con honestidad, eliminando las intermediaciones negativas que estaban consolidadas en la Provincia», dijo y subrayó que «la aparición del narcotráfico, que cruza todas las clases sociales pero es peor en los barrios más pobres, desafió el sistema de representación tradicional».

En ese sentido, explicó que Cambiemos «viene a desafiar, a pararse frente al nuevo actor que no era reconocido por la representación política tradicional, más bien era negado: se negó a ese actor que era el narcotráfico». «Necesitamos un cambio cultural más profundo. Todos tenemos que hacer nuestra parte y eso supone que cada miembro de la sociedad tiene que ceder algo. Somos parte de una generación que va a sostener cambios que van a beneficiar a la siguiente. Los desafíos que propone Cambiemos son muy difíciles, porque suponen pensar en el largo plazo, pero los ciudadanos están dispuestos a acompañar estos procesos», concluyó.

Fuente: La Nación

Comentarios:

Más noticias de Política: