Locales »

Sin orden judicial y con las topadoras listas, Passaglia mandó a desalojar a una mamá y a su bebé.

5 febrero 2022 - 11:08

A Yesica la despertó un empleado municipal hoy a las 6 de la mañana para exigirle, sin mostrar un solo documento, que abandone su casa.

A las seis de la mañana de hoy cuando una joven madre dormía junto a su hijito de un año, un empleado municipal de nombre Marcelo Molina llegó hasta la vivienda ubicada en Guardia Nacional 289 para desalojarlos.

Yesica Benítez estaba durmiendo con su bebé cuando escuchó que golpearon “muy fuerte la puerta” de su casa en reiteradas ocasiones; a raíz de la insistencia y temiendo que “me tiren la puerta abajo, me levanté a ver quién era. Cuando abrí estaba Marcelo Molina, este empleado municipal, diciendo que tenía una orden de desalojo; afuera estaba lleno de policías y también había un camión de mudanzas en donde me querían cargar las cosas”, expresó la joven a Prensa Libre SN y agregó, “hasta la topadora tenían y me decían salí que te ayudamos a cargar lo que tenés más a mano. Afuera está la policía”.

Marcelo Molina.

Consultada acerca de cuánto tiempo lleva viviendo allí y en qué situación, Yesica contó que “vivo acá hace 17 años, tengo un boleto de compra venta firmado por escribanía, sellado en el banco” y agregó “lo que no tengo es escritura porque vale muy cara”. A eso añadió que no le llegó ninguna intimación para que abandone la vivienda ni hoy le fue exhibida una orden de desalojo y, por lo que pudieron averiguar, la Justicia tampoco la emitió. Lo que confirma que la orden salió directamente desde el Ejecutivo local, es decir, del intendente Manuel Passaglia.

A Yesica la quisieron reubicar en una vivienda del Bº San Francisco, aunque como ella no aceptó, expresa, “hoy Molina me decía que cargue mis cosas que me daba plata, nunca me dijo cuanta ni me mostró nada, ni me ofreció un lugar para ir; no sé a donde quería que vaya”.

El intendente Passaglia quiere terminar de desalojar a las personas que quedan en la Costanera para continuar con la obra pública, estandarte de su gestión, aunque claro, aquellos que están afianzados en su lugar y viviendo del río, entre otras cosas, se resisten a esa medida.

Este medio le consultó a Yesica si fue violentada por las fuerzas de seguridad, a lo que respondió “no, yo me acerqué a hablar con la policía y me dijeron que ellos vinieron porque los mandan de arriba, la verdad que la policía re bien. El que insistía era Marcelo Molina que decía que salga, que salga, que salga, porque me iba a tirar la puerta abajo” a pesar de que Yesica le manifestó en varias oportunidades que su bebé se encontraba durmiendo.

Finalmente, con el apoyo de la gente que se fue enterando de la situación por WhatsApp y se hizo presente, hoy la chica pudo evitar el desalojo.

Camión llevado para hacer la mudanza.

Comentarios:

Más noticias de Locales:






Puerto
Beauty Rent
deshopping