Opinión »

Fiscalía, con algunos se atreve, con otros no.

25 febrero 2021 - 12:25

Las misma Justicia que hoy investiga de oficio, hizo la “vista gorda” tiempo atrás ¿Por qué?

//EDITORIAL//: En septiembre de 2020, como todos recordaremos, se llevó adelante una protesta de la Policía Bonaerense que comenzó como un reclamo salarial y terminó con oficiales armados en las residencias del gobernador Axel Kicillof y del presidente Alberto Fernández.

En San Nicolás casi la totalidad de los efectivos pertenecientes a la Policía Local abandonaron sus tareas y dejaron prácticamente acéfala de seguridad a la ciudad. Sus colegas del Comando de Patrullas utilizaron los móviles provistos por el Estado para hacer el traslado de los armados piqueteros uniformados hacia la dependencia de la U.P.P.L., al norte de la ciudad. Los QTH, es decir puntos fijos de vigilancia que tienen los oficiales, estaban vacíos. Un Comisario se subió a un patrullero para cubrir las cuadriculas norte desprovistas de seguridad. Hubo, además, corte de la Av. Illia, sonar de bombos y sirenas que impedían el normal descanso de los vecinos durante la madrugada, efectivos hablando contra el Gobierno de turno en medios locales y nacionales.

Todo lo mencionado es una mera introducción para contarles, a los que no recuerden, que en aquel momento la Justicia NO hizo nada. NO actuó de oficio, NO veló por el derecho de los ciudadanos. De hecho, las mismas fiscales que hoy se preocupan por las aseveraciones de algunos periodistas en medios locales, hablamos de las doctoras Verónica Marcantonio, titular de la UFI Nº 1 y de Sandra Bicetti, a cargo de la Fiscalía General de San Nicolás, lanzaron el siguiente comunicado:

“Se informa que ante los reclamos de público conocimiento de las fuerzas de seguridad provinciales, a nivel local no hay, de momento, ninguna medida tomada. La Fiscalía de tuno, UFI Nro. 1, se encuentra advertida ante cualquier eventualidad que pueda  surgir. La orden de esta Fiscalía General es que se debe garantizar el servicio de seguridad en todo momento”.

Para ellas, según parece, se veló correctamente por la seguridad de todos los nicoleños y los efectivos que hicieron un paro (cosa que no tienen permitida) no incurrieron en ningún delito, de hecho, ni siquiera se investigó. Es decir, no actuaron de oficio para profundizar en el hecho; vale destacar que Marcantonio estaba de turno.

Para un lado sí, para el otro lado no

Con el resonante y, por cierto, grave tema de las “Vacunas VIP”, la Dra. Bicetti avaló a la Dra. Marcantonio para que actúe de oficio, investigando si existen o no irregularidades respecto de la vacunación en la ciudad. La curiosidad de las letradas fue alertada por un primo de la titular de la Fiscalía Nº 1, el periodista Guillermo Insúa, cuando publicó en el diario “El Norte” que en la ciudad se habían vacunado sindicalistas, abogados, funcionarios públicos y familiares de manera irregular, es decir, cuando solo se inoculaba al personal sanitario.

Documentos incautados en el allanamiento

Es válido destacar que desde Prensa Libre SN apoyamos el accionar de la Justicia cuando actúa de manera imparcial, lo que no sabemos es qué motivación hay detrás de esta investigación en curso; de este repentino despertar de sed de equidad en algunos funcionarios judiciales; la pregunta es ¿Por qué investigan de oficio algunos hechos graves y otros igualmente sensibles no? ¿Hay una motivación político partidaria detrás? Es más, nos cabe la duda de porqué la UFI Nº 1 cargo de la Dra. Marcantonio, con el aval de la Dra. Bicetti, no abrió una investigación de oficio sobre la protesta policial y ahora sí ¿Será porque el imputado hoy pertenece a un determinado sector partidario? Es más, ¿Por qué hoy las doctoras atienden solo a algunos periodistas y a los demás no?

Los medios y la ¿imparcialidad?

Son pocos los periodistas y medios locales que difundimos información de las “dos campanas”, por llamarlo de alguna manera. Cuando surgen novedades sobre el avance de las causas penales que pesan en contra del intendente Manuel Passaglia y de su familia por “enriquecimiento ilícito y lavado de activos”, los mismos que hoy se relamen y llenan sus portales y sus horas de aire con notas de las “Vacunas VIP”, no tratan el tema, o lo ponen en la última página y bien chiquitito, como si no fuera importante. Como si tener un intendente imputado y embargado, no fuera de extrema gravedad.

No quiere decir este análisis que no se esté de acuerdo con la investigación judicial en curso, todo lo contrario, queremos que la Justicia esclarezca lo que está pasando y lo que pasó, y si alguien tuviese que dejar su cargo, que sea lo antes posible. Simplemente, se está poniendo en la balanza (la que deberían de utilizar ellos) la importancia que se le da a determinados temas cuando vienen de un sector del partidismo político local. ¡Ah!, y a no olvidar, estamos en un año electoral.

 

 

Comentarios:

Más noticias de Opinión: